PIDEN SE DECLARE LA EMERGENCIA NACIONAL DE VIOLENCIA DE GÉNERO

Ingresó a la Cámara de Diputados, que preside el diputado Fernando Jalil, un proyecto iniciado por la diputada Mónica Zalazar, que insta a los legisladores nacionales a declarar la emergencia Nacional de Violencia de Género desde marzo del 2019 a marzo del 2021.
“A nivel Nacional, en  lo que va del 2019, ya se registraronal menos 38 femicidios. Esto sin tener en cuenta los ataques sexuales  o mujeres que han sufrido violencia física e intentos de femicidios. Se suman a estos los casos de violencia contra el colectivo LGBTIQ+”, señala la legisladora en la fundamentación del proyecto..
Agrega que “existe el machismo y la cultura de la violación como construcciones sociales e históricas que se mantienen en base al patriarcado, que es una estructura que viene construyendo desigualdad y opresión sobre los cuerpos de las mujeres. El sistema sigue fomentando la desigualdad y esto genera la violencia”, asegura Zalazar.
Agrega luego que “estos casos ponen de nuevo sobre la mesa el impacto del recorte impulsado por el Gobierno Nacional a las áreas que deberían prevenir y combatir la violencia de género. Durante 2018, el Ejecutivo le quitó $14 millones a la Formulación e Implementación de Políticas Públicas de la Mujer, y el Presupuesto 2019 destina sólo un 0,11% de fondos a las mujeres, desde programas de salud hasta redes de contención ante la violencia de género”.
También que “la falta de políticas públicas claramente es un mensaje que viene dando el Gobierno de no tener en cuenta este flagelo que se cobra la vida de una mujer casi por día en la Argentina. La respuesta del Estado ante la violencia machista es más recorte: para el 2019 ya sabemos que hay una disminución del 38% al plan nacional de acción que debe llevar adelante el Instituto Nacional de las mujeres (INAM).
Las organizaciones feministas han lanzado un petitorio que presentaran en el congreso de la Nación para que se declare la Emergencia Nacional de Violencia de Género en Argentina desde marzo del 2019 a marzo del 202”.
La legisladora indica además que “la petición incluye medidas que ya fueron aprobadas por ley, pero no se implementan o se implementan deficientemente por recortes presupuestarios, negligencia u oposición de sectores conservadores. También se plantea el «monitoreo posterior a su implementación y la evaluación de los resultados de las mismas», entre las que se encuentran aumento presupuestario para el abordaje de las violencias al INAM;  definir que el 10 % del presupuesto de cada ministerio se destine a políticas hacia la igualdad de oportunidades y derechos entre varones, mujeres e identidades disidentes (PIOD);  monitoreo del plan de desarme de los integrantes de fuerzas de seguridad con antecedentes en violencia de género; impulso de protocolos provinciales en el mismo sentido;  aplicación urgente de dispositivos electrónicos para agresores sexuales y agresores que incumplen medidas judiciales;  asignación para víctimas de violencia (AVV); becas; rentas para alquiler; -Creación en el territorio nacional de juzgados y fiscalías especializadas en violencias de género;  implementación del patrocinio jurídico gratuito; aportes a las provincias para creación y fortalecimiento de áreas de políticas de género, así como a organizaciones de la sociedad civil: sindicales, vecinales, clubes, espacios culturales, etcétera; entre otras medidas.